Close

¿Cuándo hay que correr a emergencia tras enfermedad respiratoria?

Los niños de 3 a 5 años son los más propensos a presentar problemas respiratorios.

Las enfermedades respiratorias son los problemas de salud más frecuentes cuando baja la temperatura y los pequeños de la casa son quienes más sufren con estas dolencias que, de no tratarse adecuadamente, pueden complicarse y conducirlos al hospital. ¿Cuáles son las señales de alerta para llevarlos inmediatamente al médico? En esta nota te lo explicamos

En entrevista a la agencia Andina, la coordinadora del servicio de neumología del Instituto Nacional de Salud del Niño (INSN) de San Borja, Patricia Llaque Quiroz, sostuvo que los cuadros de bronquitis o neumonía en los niños pueden ser muy peligrosos y por ello es necesario que los padres estén muy atentos a los síntomas que presentan y tomar las previsiones del caso.

Desde la nariz hasta los pulmones

De acuerdo con la especialista, las enfermedades respiratorias son aquellas que afectan las vías aéreas desde la nariz hasta la parte final de los pulmones. Agregó que estas dolencias pueden afectar los conductos respiratorios superiores como son la faringe, laringe y los oídos o el tracto respiratorio inferior que comprende la tráquea, los bronquios y pulmones.

“Generalmente, las enfermedades que afectan las vías aéreas superiores suelen comprometer menos la vida del paciente; en cambio una bronquitis, neumonía, etc. eso sí requiere un tratamiento específico y, de no actuar rápido, pueden poner al paciente en riesgo de hospitalizarse”, aseveró.

¿Una gripe requiere atención médica?

Un resfriado común, dijo, no requiere de un tratamiento médico para que los síntomas cedan porque las propias defensas del niño combaten la presencia del virus en el organismo. Sin embargo, indicó, de existir fiebre o malestar general, lo más recomendable es administrarle paracetamol a fin de disminuir las molestias.

“Es importante recalcar que la gran mayoría de estos cuadros son virales. Por más que se use un antibiótico, el cuadro no va a terminar al día siguiente porque estos procesos respiratorios tienen un curso natural de evolución”.

Señales de alerta

Para la neumóloga pediatra, si un niño le “silba o ronca el pecho”, el médico debe evaluarlo en el más breve plazo. En cambio, si el menor se agita, tiene una respiración acelerada o se le hunden las costillas, es necesario llevarlo de emergencia a un hospital porque puede ser señal de un compromiso mayor en su salud.

“Si el niño se encuentra muy agitado para comer, se le hunde el pecho, respira rápido o lo noto muy somnoliento, es decir, no está tan despierto como de costumbre son señales de que requiere atención médica”.

Otro de los factores importantes a considerar es la edad del menor, ya que si tiene menos de tres meses y presenta fiebre lo más recomendable es que lo evalúe un médico.

“Mientras más pequeño es el niño, más riesgo de que surjan complicaciones o de adquirir una infección respiratoria grave”, precisó.

Recomendó no automedicar al niño ante una simple gripe o resfrío porque podría generar, a largo plazo, una resistencia a los fármacos. Solo si el menor presenta fiebre, el único medicamento sugerido es el paracetamol.

¿A qué edad se presentan más problemas respiratorios?

Según la doctora Llaque, el periodo donde los niños son más propensos a contraer diversas enfermedades respiratorias es entre los 3 a 5 años, época en la que inician su etapa escolar y tienen una mayor exposición con otros niños.

“Un niño sano menor de 2 años puede tener entre 6 a 8 procesos virales al año, pero cuando empieza a ir al colegio estos se elevan a 14 eventos al año. Por eso, los médicos recomiendan que, si el menor esta resfriado es mejor que no acuda al colegio a fin de evitar más contagios”, finalizó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

0 Comments
scroll to top